guias de viaje

Río de Janeiro (Brasil)

Edición: 28/05/2017

rio de janeiro Nos trasladamos a Sudámerica y nos situamos en la ciudad brasileña de Río de Janeiro. Ubicada sobre el oeste de la Bahía de Guanabara, es la segunda ciudad más poblada del país. Destacada a nivel mundial por sus playas, su actividad cultural y su diversidad paisajística. También reconocida en todo el planeta por su mítico carnaval, representa uno de los puntos turísticos por excelencia en Sudamérica.

El Cristo Redentor, situado desde 1931 en la cumbre del Cerro del Corcovado, a 709 metros sobre el nivel del mar; el Pan de Azúcar y su pintoresco teleférico; el Sambódromo, escenario utilizado en los desfiles de las comparsas; el emblemático estadio Maracaná; y las playas de Ipanema y Copacabana son algunos de los principales atractivos de esta rítmica y colorida localidad.

Su agradable clima tropical la convierte en un lugar ideal para quienes viajan con el objetivo de disfrutar del mar, la arena y el sol. Casualmente, los mejores hoteles en Río de Janeiro se encuentran en esa zona. De todas maneras, entre los encantos naturales también se incluyen lagunas, ríos y montañas, además de aventuras en los *morros, paseos en barco y visitas a los numerosos parques con los que cuenta la ciudad.

Mientras tanto, la oferta histórica y cultural se compone de la Catedral Metropolitana, la Iglesia de Nuestra Señora de Candelaria (su proyecto de realización data de 1775), el Monasterio de Sao Bento (fundado en 1590), Los Arcos de Lapa (considerados como la estructura constructiva colonial más importante de Brasil), el Palacio de Itamaraty (allí funcionó la casa de gobierno entre 1889 y 1898), distintos museos y el Palacio Imperial, sede gubernamental cuando Río de Janeiro era la capital.

Completo como pocos sitios en el mundo, Río regala una formidable variedad de propuestas a sus visitantes y los cautiva a través de la mágica calidez de su gente. Así, miles de viajeros la eligen año a año para pasar sus vacaciones.

*Morros es una especie de monte, en Río de Janeiro se les llama de esa manera.